Expectativas sexuales: sexo sin orgasmos

orgasmo

“He escuchado que no cuenta como sexo si es que no te hace terminar”


Si un orgasmo fuera el único indicador del sexo, entonces deberíamos eliminar de la cuenta las penetraciones, movimientos y caricias. 

Muchas mujeres luchan por llegar al orgasmo por razones que no tienen nada que ver con la habilidad y la consideración que muestra su amante. Problemas de ansiedad, depresión, problemas físicos, una mala experiencia sexual previa y demás, son algunas de las razones.

Los orgasmos son difíciles de alcanzar, la mayoría de las mujeres no tienen uno cada vez que tienen sexo. Para algunas, disfrutar de la intimidad, el amor y la sensualidad puede ser tan placentero como tener un orgasmo. 

Es por esto que es fundamental y lo primero que tú y tu pareja deben hacer es dejar de obsesionarse con los ‘finales felices’ y gastar más energías para disfrutar cada momento del viaje. Te tenemos algunas recomendaciones para que aprendan a disfrutar de estas actividades que pueden aumentar el placer de los dos. 

Quédate vestido/a

El sexo no debe estar basado en el orgasmo, por eso es importante enfocar tu atención en los juegos previos. Claro que si es que han jugado lo suficiente para querer desnudarse se van a dar cuenta que estos juegos solo llevan a un ganar-ganar.

Masaje

Un buen masaje a la antigua puede hacer maravillas para su libido, así como los nudos en sus hombros. Tómate el tiempo para explorar su cuerpo y disfrutar de las sensaciones. Si tus manos comienzan a vagar, y el masaje se vuelve un poco más erótico de lo que se pretendía originalmente, también puede seguir la corriente.

Comparte una ducha

Ahorren agua, ¡a ducharse juntos! Dependiendo el tamaño de la cabina tal vez y tengan libertad de movimiento. Mojarse y enjabonarse ayuda a encontrar zonas erógenas que quizás no se haya dado cuenta de que tenían. 

Quita la presión

Presionarse para terminar podría significar que se está perdiendo todo el placer que viene antes de ese momento. Trata de quedarte la mayor parte del tiempo en el lapso de excitación máximo antes del  «sí, sí, ¡SIIII!» 

La práctica hace la perfección. Cuanto más tiempo puedas quedarte en este nivel tentador, menos importante será un orgasmo.

Intenta en otro lugar

Un consejo más, intenten en otros lugares… aventurense a salir de casa. ¿Qué tal el auto? o ¿qué tal el baño de un restaurante? … o mejor aún ¿qué tal un motel? Con las mentes enfocadas en el querer probar algo nuevo, los pensamientos de tener un orgasmo también pueden quedar en segundo plano.

Estos son algunos consejos para que dejes de tener esas expectativas del sexo que muchas veces nos plantean desde el exterior. Conoce lo que tienes a tu lado, explora a tu pareja y podrán darse cuenta que hay mucho más en el sexo que llegar al orgasmo. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


CAPTCHA Image
Reload Image